09/03/2021.

8M: Las mujeres con problemas de salud mental también cuentan en una sociedad que las invisibiliza

Las mujeres con problemas de salud mental son un colectivo frecuentemente invisibilizado y poco considerado en una sociedad en la que prima la supremacía del hombre y en la que existe una importante discriminación hacia discapacidad. Por ello, la iniciativa “Ellas también cuentan” pretende dar protagonismo a estas mujeres a través de una serie fotográfica compuesta por 15 retratos de 5 mujeres. 

Este proyecto fue realizado gracias a la colaboración de Pedrido Fotografía a través de su programa Agarimo de Responsabilidad Social Empresarial, el cual favorece el desarrollo de acciones socialmente comprometidas con la visibilización de colectivos en situación de vulnerabilidad.

Las imágenes serán presentadas y difundidas de manera digital en las redes sociales de Saúde Mental FEAFES Galicia durante la semana del Día de la Mujer, que se conmemora el 8 de marzo. La iniciativa también consta de una exposición virtual a través de una galería digital donde podrán verse todas las fotografías. Junto a los retratos, la campaña incluye una serie de testimonios de las mujeres en los que expresan sus inquietudes y fortalezas, permitiendo así conocerlas más y acercarnos a sus experiencias de vida. 

VER TODAS LAS FOTOGRAFÍAS AQUÍ.

Mujeres y salud mental, una triple discriminación

Las mujeres con problemas de salud mental experimentan una triple discriminación debido a su condición: el rechazo que provoca la discapacidad, el estigma asociado a los problemas de salud mental y la discriminación derivada de ser mujer. 

Esto provoca un gran perjuicio social e importantes dificultades en el ámbito laboral, pues las mujeres con problemas de salud mental son de los colectivos que encuentran más obstáculos para acceder a un puesto de trabajo. Como consecuencia, carecen de recursos económicos por lo que a menudo son dependientes de sus parejas.

Por otra parte, las mujeres con problemas de salud mental ven frecuentemente dificultado el ejercicio de su maternidad, basándose en la falsa creencia de que no van a ser capaces de ofrecer una crianza sana o tener un vínculo maternofilial adecuado. En los casos más extremos, el diagnóstico se utiliza como argumento para quitarles la custodia de sus hijos o hijas.

También es un hecho reconocido que la violencia de género ejercida sobre las mujeres con problemas de salud mental, muchas veces por parte de sus parejas y ex-parejas, es más frecuente que la que se ejerce sobre el resto de las mujeres.

Con todo, a pesar de que la salud mental de las mujeres se reconoce como el campo de mayor impacto en el bienestar individual, familiar y social, no existe un abordaje de género en las políticas de salud mental. También es escaso el enfoque de género en las intervenciones sanitarias y sociales de los problemas de salud mental, así como en la evaluación de las mismas.

Un programa para la atención integral a mujeres

El “Programa de Atención Integral a Mujeres con Enfermedad Mental en Situación de Vulnerabilidad”, en el cual se engloba la iniciativa “Ellas también cuentan”, trata de fomentar la igualdad de oportunidades para reducir la discriminación que sufren las mujeres con problemas de salud mental. Financiado por la Consellería de Emprego e Igualdade y ejecutado por Saúde Mental FEAFES Galicia, el objetivo de este programa es dotar a las participantes de una mayor autonomía e independencia que permitan mejorar su situación personal, social y laboral, ofreciendo de este modo una atención personalizada y especializada la cada una de ellas. 


Compartir contenido